Sopa Verde de Arvejas Frescas con Leche de Coco, Menta y Pistachos

Con las arvejas frescas de mi huerto hice esta sopa que quedó demasiado rica, háganla!!
Para que quede rica y dulzona es muy importante que ocupen arvejas frescas, no congeladas ni secas. Además pelar arvejas es un super buen panorama para hacer con niños pequeños y en esta época se consiguen en todas las ferias.




Sopa de Arvejas Frescas:

1 Cucharadita de aceite de coco
3/4 Taza de cebolla picada en cubitos
1 Diente de ajo (lo partí por la mitad a lo largo y le saqué el brote)
1/2 Taza de zapallo amarillo (butternut) picado pequeño para que se cocine rápido
2 Tazas de arvejas + 1/4 Taza para servir
1/2 Taza de leche de coco (elegir la más natural)
1 Taza de agua purificada
Sal de mar

Para servir: Menta fresca picada a gusto y pistachos tostados picados

En una ollita pequeña pon el aceite de coco a fuego bajo, añade la cebolla, ajo y sal, deja cocinar por 10-15 minutos a fuego muy bajo, revuelve para que no se queme. Cuando esté tierna y dorada añade el zapallo amarillo, las arvejas, leche de coco y agua, tapa la olla por 7 a 10 minutos.
Cuando el zapallo esté cocido la sopa está lista, ajusta la cantidad de sal y muélela con minipimer o licuadora hasta tener una sopa suave. Ajusta la cantidad de agua, a mi me gusta espesa, tipo crema, pero si la prefieres un poco más líquida puedes añadir agua o más leche de coco.
Al momento de servir pon 1/2 cucharadita de menta fresca picada por plato, 1 cucharadita de pistachos picados, 2 cucharaditas de arvejas cocidas (muy poco tiempo) y un chorrito de aceite de oliva. Yo además le puse flores de rúcula que me encantan.